25 mar. 2014

Encuentro Mundial en Guadalajara

Por este medio les saludamos y pedimos su apoyo para
enviar la invitación a todos los  Getuls de sus localidades, para que participen en el ENCUENTRO MUNDIAL DE GETULS 2014.
Un saludo cordial
__.____








Tao Te King, Lao Tse. Completo. AUDIOLIBRO

http://youtu.be/IsFrQtoy6aA

E
l concepto totalizador del Tao sirve para definir el llamado Orden Natural que el Taoísmo propone como el funcionamiento armónico de la naturaleza. Así, el Tao es el ejemplo a seguir que los taoístas toman para aplicarlo a los diferentes aspectos de la vida.
Hay un flujo en el universo que se llama Dao, o Tao. El Dao fluye lentamente, nunca para y es increíblemente poderoso, manteniendo las cosas del universo en orden y equilibrio. Se manifiesta a través de cambios de estaciones, ciclos vitales o mutaciones de poder u orden. El Dao es la ley de todo. Si sigues el Dao te haces uno. Además, conviene comprender el qi (término chino: vapor, aliento o energía), porque el qi y el Dao van de la mano, ya que el qi es la energía que circula en el universo, por lo que se puede decir que el Dao es flujo de qi.
El concepto del Tao se basa en aceptar que la única constante en el universo es el cambio y que debemos aceptar este hecho y estar en armonía con ello. El cambio es el flujo constante del ser al no ser, de lo posible a lo real, yin a yang, femenino a masculino.


24 mar. 2014

Fwd: Resumen Jornadas anticáncer

HOLA  A TODOS  QUERIDOS 
ENVIO EL RESUMEN DE ESTAS JORNADAS DE  DIFUSION  SOBRE LA ALIMENTACIÓN VEGETARIANA, LA CHARLA FUE EN EL SALON DE ACTOS DE LA ESCUELA DE ENFERMERIA DEL  HOSPITAL UNIVERSITARIO  DE CANARIAS  Y LA ASISTENCIA FUE  DE 400 PERSONAS  PUES HABIA GENTE DE PIE  Y SENTADOS EN EL SUELO,  EN EL TALLER  FUERON 43 PERSONAS EL RESTO SON MIEMBROS DE LA ASOCIACIÓN VDASANA-RED G.F.U, ESPERO LES GUSTE LAS RECETAS, LA DRA, ODILE ES VEGETARIANA, TOTAL, SI QUIEREN VER SU BLOG  ES  (MIS RECETAS ANTICANCER.)
BESOS  JOSEFINA  MONTERO REDGFU CANARIAS


RESUMEN DE LA DRA. ODILE FERNÁNDEZ EN EL TALLER DE COCINA 15/03/2014

ALIMENTOS ANTICÁNCER

Algas
Regulan las hormonas, controlan los trastornos de la menopausia, previenen el cáncer de mama y son una fuente importante de calcio y de hierro.
Variedades:
Kombu: Se usa principalmente para las cocciones de las legumbres. Acortan el tiempo de cocción, aumentan su digestibilidad y sus principios activos pasarán al caldo de cocción. Debemos de acostumbrarnos a añadirlas al igual que hacemos con  los condimentos.
            Wakame: Va muy bien en ensaladas. Tiene alto contenido en calcio y en hierro.
Espagueti de mar: se recoge en aguas españolas (Galicia) y es la más rica en calcio y en hierro. Va muy bien en casos de anemia y en la etapa de la menopausia.

Setas
Entre ellas se encuentran Shiitake, Maitake, Reishi, champiñón del sol, Boletus, seta de cardo, champiñones… Vienen muy bien en el tratamiento con quimioterapia. Se pueden preparar con un salteado ligero con ajo, perejil y aceite de oliva.

Cítricos
Es importante consumir tanto la pulpa como la piel si es ecológica. Ésta última la podemos añadir a infusiones o bien, escaldarla, se seca y la pulverizamos o rallamos para añadirla a ensaladas, postres…Se debe evitar la parte blanca de la piel para que no amargue.

Manzanas
Preferiblemente las manzanas rojas. La mayor parte de sus fitoquímicos se encuentran en la piel por lo que se debe tomar con ella y comprarlas siempre ecológicas. La piel también se puede usar para aromatizar el té. El zumo de manzana se usa como edulcorante.

Frutos rojos
Encontramos  las fresas, las cerezas, las moras, los arándanos… Se pueden tomar frescos, en zumos o smoothie que es un batido de leche vegetal con fruta y hielo. Se pueden preparar frutos rojos al vino tinto, que se cuecen con el vino hasta que se evapore el alcohol.

Granadas
Especialmente indicada en cáncer de próstata y afecciones de ésta en general.Se recomienda consumir todos los días zumo de granada, semillas de calabaza y salsa de tomate casera.

Jengibre
Se puede tomar en infusiones, también añadirlo al sofrito y a los licuados.

Semillas de lino
Se debe moler siempre(molinillo de café, termomix) y se conserva en un tarro de cristal una semana en la nevera. Tiene alto contenido en ácido omega 3 y con el calor se degrada. Se recomienda una cucharada sopera todos los días, en zumos, en ensaladas o se espolvorea en las cremas de verduras cuando se sirvan.
El aceite de lino tiene más omega 3 que las semillas, pero carecen de lignanos que son los que previenen los cánceres hormonodependientes, como el cáncer de mama. Es una buena opción si hay inflamación, dolor, o colesterol alto. Es muy sensible, hay que comprarlo siempre de primera presión en frío, en botella oscura y una vez abierto, en la nevera y bien tapado para que no se enrancie. Hay que consumirlo en el primer mes desde que se abre. No se debe cocinar, solo se consume en crudo.

Aromáticas(albahaca, apio, cebollino, cilantro, eneldo, estragón, laurel,menta orégano, perejil, romero, salvia, tomillo…)
Todos los días se debe de tomar una pequeña cantidad, se pueden añadir a los sofritos, en ensaladas. Van muy bien como antiinflamatorio y analgésico por su contenido en terpenos.

Cúrcuma (oro en polvo de la India)
Se debe tomar una cucharadita al día con una pizca de pimienta y una grasa para su mejor absorción, como puede ser el aceite de oliva. El componente fitoquímico es la curcumina y se libera mejor en caliente por eso es recomendable añadirla a los sofritos. Como recomendación aunque sea en frío, también se puede preparar un botella pequeña con aceite de oliva, le añadimos la cúrcuma, la pimienta negra, una arómatica al gusto y un ajo entero aplastado. Se deja macerar y ya se utiliza para ensaladas. Se puede añadir a las  infusiones y si es el caso del té verde hay que separarlo para que no hierva el agua con la que se prepara el té.

Cebolla y ajo
Se recomienda tomar una cebolla y dos ajos al día, añadirlos siempre a los sofritos.

Tomate
El tomate libera mejor el licopeno cuando se cocina, por ello se recomienda hacer nuestra salsa de tomate casera. Se puede y se debe tomar también crudo aunque cambien las propiedades, porque nos beneficiamos de otros nutrientes.


Melocotones, ciruelas.
Consumirlos siempre frescos.

Cereales (avena, arroz, cebada, centeno, maíz, mijo, sorgo, trigo, kamut…)
y alimentos de propiedades similares (quínoa, amaranto, trigo sarraceno…)
Debemos de consumir siempre cereales integrales ecológicos y mejor siempre el grano, luego la pasta y, por último, el pan. Mejor el grano cocinado ya que cuando se muelen, a los tres meseslas harinas van perdiendo sus propiedades.
Los más recomendables son la quínoa (alto contenido en aminoácidos esenciales, equiparable a la carne), el arroz integral y el trigo sarraceno (aptos para celíacos). Luego, recomendamos la cebada, el mijo, la avena, la espelta y el kamut. En último lugar, el trigo integral porque ha sido muy manipulado.

Legumbres
Comer de todas varias veces a la semana.

Frutos secos
Tomarlos crudos y no fritos, ni salados.

Chocolate negro al 85% o cacao en polvo
Se recomiendan 20g al día.

Crucíferas (col, brécol, coles de Bruselas, berros, nabos, semillas de mostaza, coliflor, lombarda, col china, rúcola, repollo…)
Se recomienda tres veces a la semana y crudo. En caso de flatulencias, se pone el agua a hervir y se dejan de dos a tres minutos (escaldado) o al vapor cinco minutos. Si se deja más tiempo comienzan a perder los principios activos, los glucosinolatos. Se puede hacer mostaza casera con semillas de mostaza, aceite de oliva, cúrcuma y pimienta.

Aceite de oliva virgen extra y aceitunas
Debe de ser de primera presión en frío y ecológico, al igual que las aceitunas. A la mayoría de los encurtidos les añaden aditivos tóxicos.



Kéfir
Es muy bueno para regenerar la flora  intestinal, sobre todo, en pacientes con quimioterapia. Hay tres tipos de kéfir, el de leche, el de agua y el de té (kombucha).
El más recomendable sería el de agua y en vez de fermentarlo con azúcar, se puede hacer con miel, con sirope de ágave ecológico y no refinado (dark-ágave o ágave oscuro) o con zumo de uva (1 l de agua por 200 ml de zumo de uva); sin embargo con estevia no fermenta bien. En segundo lugar estaría el kéfir de té y si es el de leche, mejor el de leche de cabra.

Té verde
Se recomienda tres tazas de té verde al día. No debe de hervir cuando lo preparemos (90 grados C), se apaga antes de que hierva el agua. Se puede aromatizarlo con clavo, canela, cúrcuma, jengibre…e ir variando, y añadirle hojas de estevia que ayudan a regular la glucemia en sangre, sobre todo en personas diabéticas. Hay que evitar el café torrefactado y en caso de tomar café, comprarlo ecológico y tomarlo en poca cantidad. Lo ideal sería café de grano verde pero es difícil de conseguir.

Fibra
Para prevenir el cáncer de colon se recomienda tomar de 22 a 25 g de fibra al día. Se encuentra sobre todo en las legumbres (100g de lentejas contienen 8 g de fibra), los copos de salvado (7 g), las patatas con piel, el brécol, los plátanos, las naranjas, las fresas, las manzanas con piel, los cereales integrales, las zanahorias, los frutos rojos, los albaricoques, etc.


19 mar. 2014

12 mar. 2014

11 mar. 2014

Fwd: Dia mundial sin carne.Anunciando la primavera en la Redgfu.20 marzo 2014

Al igual que a comienzo de otoño tenemos la semana internacional del vegetarianismo,ahora para comenzar la primavera se celebra en todo el mundo el dia sin carne.Que buenas son  estas llamadas a la desintoxicación al comienzo de los ciclos de los equinocios de primavera y otoño y no solo para los que comen carne.
Celebremoslo con alguna actividad.
Celebremos como "LA VIDA BAILA DENTRO DE NOSOTROS" con este video de la bella compositora Anouska Shankar,activista por los derechos de los animales y la comida incruenta.

https://plus.google.com/_/notifications/emlink?emr=05656838852615549454&emid=CNj3h5rqgr0CFUfejAodCaAAAA&path=%2F114893778233615542953%2Fposts%2F6oj2a8HZA8o%3Fgpinv%3DAMIXal_gaH6slKHh0LKzMbYDzjVhCVNfPsNbn0FmUOYBc6vvHOwOrB_Di2S4jovNOHaRfrLRlPhUsXFhiPeONC6RlRmtiSWkXn2w-OZWXb30xxBoptgyPFc&dt=1394277972318&uob=8

6 mar. 2014

Fwd: Convocatoria para nuevos grupos de Jóvenes.

Saludos fraternales.
La Red Internacional de los Jóvenes tiene el gusto de hacerles llegar la convocatoria para formar nuevos grupos de jóvenes o bien, unirse a los ya existentes que pertenecen a esta red.
Muchísimas gracias por ayudarnos a difundir esta convocatoria a todos los que conozcan.
PAX 
Yesenia Chàvez de la Cruz
COORDINADORA DE ACTAS Y ARCHIVO

RED INTERNACIONAL DE LOS JOVENES

3 mar. 2014

Fwd: Yoga para afrontar el cáncer | Salud | EL MUNDO




Yoga para afrontar el cáncer

Paloma Luque realiza la postura del árbol durante una sesión de yoga...

Cuando a Paloma Luque le diagnosticaron un cáncer, meses después de haber dado a luz a su segundo hijo, tuvo muy claro que el yoga podía serle muy útil en ese proceso. Su intuición no se equivocaba. De la misma forma que a ella le sirvió para estar tranquila y serena, esta práctica puede ser de gran ayuda a miles de personas a quienes acaban de detectar un tumor o están pasando por un difícil tratamiento.

La vida, el día a día, se paraliza en muchas ocasiones cuando una enfermedad llega. Bien por los tratamientos o por el miedo a que cierta actividad sea contraproducente, algunas personas optan por dejar a un lado sus hobbies. Sin embargo, la ciencia parece aconsejar lo contrario, por lo menos en cuanto al ejercicio físico y el yoga se refiere, y anima a los pacientes a que los practiquen. Así lo constata un estudio que ahora publica la revista Journal of Clinical Oncology y que avala las bondades del yoga incluso durante la fase de tratamiento del cáncer de mama.

"Yo había practicado yoga antes, pero al mudarme de Málaga a Madrid, casarme y tener a mi primera hija, lo dejé un poco aparcado. Fue tras tener a mi segundo hijo y pasar la cuarentena, al seguir sangrando y hacerme varias pruebas que me detectaron un tumor raro (cáncer trofoblástico del lecho placentario), cuando lo retomé de nuevo. Me ayudó a aceptar lo que me estaba pasando y lo que podía suceder. Empecé a practicar yoga todos los días hasta la operación. Fue fundamental para estar tranquila", asegura Paloma.

Ella no tuvo que recibir ni quimio ni radioterapia, así que un mes después de la cirugía en la que le extirparon el útero volvió al yoga. "Tenía la convicción de que era una herramienta fundamental para estar bien conmigo misma. Le agradezco a mi profesora que me aceptara, porque aunque no me encontraba bien físicamente, yo quería ir de oyente, y ella me lo permitió", recuerda esta licenciada en derecho que por las mañanas se gana la vida en un banco y por las tarde trabaja en un centro de yoga que abrió hace poco, Yogarati.

Desde su diagnóstico en 2002 hasta ahora, su vida ha estado ligada a esta práctica, pues tras dos años de estudio se hizo profesora de esta disciplina y entre 2009 y 2011 dio clases como voluntaria en la Asociación Española Contra el Cáncer, de la que ya formaba parte. "Fue un proceso, primero tuve ganas de aprender más y luego de poder ayudar a las personas con cáncer", afirma.

Durante la radioterapia

De la misma forma que Paloma vio empíricamente cómo el yoga servía a sus alumnos -la mayoría mujeres con cáncer de mama-, el grupo de Lorenzo Cohen, profesor y director del programa de Medicina Integrativa del MD Anderson (Houston, EEUU), pudo comprobar científicamente los beneficios de esta actividad en un grupo de 191 mujeres con cáncer de mama (con un estadio que iba del 0 al 3).

En el trabajo de Cohen se demuestra que el trabajo cuerpo-mente es superior a otro tipo de ejercicios, en este caso una tabla de estiramientos. Las pacientes fueron repartidas de forma aleatoria a participar en tres grupos: uno en el que participaron en un taller de yoga, otro, al que se le enseñó una tabla de estiramientos y un tercer grupo donde no se les ofreció ninguna instrucción ni de yoga ni de estiramientos. Las mujeres que formaron parte de los dos primeros grupos asistieron a clases específicas tres días por semana a lo largo de las seis semanas que se llevó a cabo su radioterapia.

A todas se les realizó una encuesta, se les tomó muestras de saliva y un electrocardiograma al inicio, al final del tratamiento y al cabo de unos, tres y seis meses después de finalizar el tratamiento. Tras analizar estos datos, se comprobó que las mujeres que habían practicado yoga tuvieron la mayor reducción de niveles de cortisol en saliva. Algo particularmente importante porque el aumento de los niveles de esta hormona del estrés están asociados a peores resultados en el cáncer de mama.

El beneficio no sólo se observó al terminar el ciclo de radioterapia sino que se prolongó hasta seis meses después en aquellas mujeres del grupo de yoga, que mostraron mejor salud en general y mejor rendimiento en su día a día. Además, ellas eran más propensas a encontrar un significado a su enfermedad que las de los otros grupos.

Resultados que no sorprende a Paloma. "Durante los tres años que estuve en la asociación, todos los pacientes coincidían en que el yoga les ayudaba muchísimo. Primero, a nivel físico, al tener el cuerpo más tonificado, flexible y activo. A nivel mental, se encontraban con más energía, serenidad y calma. Y también hacían referencia a una mejora a nivel espiritual".

Aunque ella ya no da clases allí, "sigo vinculada con la asociación, pero tras el tercer año sentí que un ciclo terminaba y decidí cerrarlo. Sólo puedo tener buenas palabras. Fue una experiencia dura, porque algunos pacientes murieron en el camino, pero también gratificante y bonita. Allí nos lo pasábamos genial, lo que primaba eran las buenas sensaciones: calma, armonía, paz... que nos dejaba siempre el yoga y la buena compañía".

Medicina integrativa

Poder aplicar estos beneficios a las personas con cáncer es la ambición de Pilar Linares, portavoz de la Sociedad Española de Oncología Médica (SEOM) y jefe de servicio de Oncología Médica del Hospital de Mataró en Barcelona. "Hace unos 10 ó 15 años que existe un interés por reconducir la medicina alternativa hacia la corriente general de la medicina, es lo que se llama medicina integrativa. Los principales centros que hacen clínica e investigación sobre esto se encuentran en EEUU y entre los diferentes grupos en los que se divide esta disciplina está el de medicina cuerpo-mente donde se estudia el yoga. Hasta 2010 había una pequeña evidencia sobre el yoga, pero en ese año, durante el congreso americano de oncología (ASCO), Cohen presentó la primera gran investigación, realizada con 400 pacientes con cáncer de mama, donde se comprobó que el yoga mejoraba la calidad del sueño, reducía el cansancio y la ansiedad y bajaba la ingesta de medicación relacionada con esto".

El estudio que ahora publica va más allá, explica Linares, y lo compara con los estiramientos, que tenían evidencia de que por sí mismos reducen el cansancio, como así se ha constatado en este trabajo. Pero, lo que también se ha comprobado es que los beneficios del yoga superan a los de los estiramientos. "Porque mejora el estado anímico, la calidad de vida y da lugar a encontrar el significado de la enfermedad y el cambio se prolonga al menos seis meses después de la radioterapia", señala Linares, quien reconoce que en nuestro país no se ofrecen ayudas para investigar en este campo. "En nuestro medio no existe conciencia de sus ventajas, estamos un poco por detrás. Desde luego los que están a la cabeza son centros como el MD Anderson o el Memorial Sloan Kettering, donde se le da a los paciente la posibilidad de hacer estas actividades en el mismo entorno hospitalario".

Por último, esta especialista insiste en que hay que diferenciar aquellas terapias que sí cuentan con evidencia científica de las que no. "Natural no es igual a inocuo. Unas patillas de plantas pueden interferir con la quimioterapia, por ejemplo".

Porque, como asegura Cohen, se trata de facilitar una ayuda a las personas que pasan por un cáncer. "Pasar de un tratamiento activo -como la radioterapia- a la vida cotidiana puede ser muy estresante para las pacientes ya que no reciben el mismo nivel de atención médica. Enseñarles una técnica que genera una interconexión entre el cuerpo y la mente como es el yoga, como una habilidad de afrontamiento, puede hacer más fácil esta transición".

Este investigador actualmente está llevando a cabo la siguiente fase de este estudio para determinar qué mecanismos del yoga conducen a la mejora del rendimiento, de la calidad de vida y de los resultados biológicos durante y después de una radioterapia. Un segundo objetivo de ese ensayo será valorar el coste para el hospital, los servicios sanitarios en general y evaluar la productividad laboral de las pacientes que practican yoga.